El Clima en Santiago del Estero

30/7/14

El viento norte

"El viento norte, que azota sin misericordia la zona norte, sigue revelándose un verdadero Torquemada del sistema nervioso en la zona central, y empieza a ser menos odioso cuando llega al sud. Porque los vientos, como los demás viajeros, reciben impresiones modificatorias en todos los territorios que recorren, por más que pretendan mantenerse refractarios contra la influencia local.

El viento norte es un verdadero agente de iniquidad para el sistema nervioso. Esa influencia es fatal entre nosotros; mientras sopla este antipático mensajero del norte se observan los síntomas de una acción deprimente sobre las condiciones físicas y morales de las personas. Los que sufren intermitentemente ataques neurálgicos se resignan a soportar un día tribulado; los dispépticos luchan contra la pereza incorregible de su estómago; los individuos de una susceptibilidad delicada se ponen biliosos, y en general las aptitudes hacia el bien se postran, y las tendencias hacia las intemperancias del carácter entran en su fase aguda. Todo asume una fisonomía de cansancio y fastidio, como si de repente el fatalismo de algunos pueblos orientales se hubiese enseñoreado de nuestro ambiente.

Días críticos pueden llamarse aquellos en que el viento norte recorre nuestras calles desde las ocho de la mañana hasta las seis de la tarde; y si más de una casa de familia permanece cerrada, si el piano se queda mudo en las horas de recreo doméstico, si las tiendas esperan inútilmente la señorita que va en busca de algo para confeccionar una imitación de la última moda; si el entusiasmo ha sido desterrado de la fisonomía del pueblo, no es difícil reconocer que el responsable de tanto abandono es ese viento que sopla impregnado de principios malignos".


Lorenzo Fazio, "Memoria descriptiva de la provincia de Santiago del Estero", Buenos Aires, 1889 - Tomado de "Historia de ciudades. Santiago del Estero", recopilación de Alberto Tasso, Centro Editor de América Latina, Buenos Aires, 1984.
Foto: jsk-sde.blogspot.com.ar/

No hay comentarios: